Propuesta Quimera

Proponemos la concientización a través de un consumo responsable buscando el bienestar colectivo que logre contagiar un estilo de vida.

Queremos transmitir una marca nativa, que tiene que ver de dónde nace y se origina todo. Promoviendo un estilo de vida natural y simple, haciendo uso de la variedad de productos que Quimera ofrece. Creamos fórmulas basadas en los herbolarios ancestrales adaptados a nuevos ingredientes y posibilidades.

Las pócimas de Quimera toman tiempo. Las plantas se infusionan lentamente en los aceites para impregnarlos de todas sus bondades, las hierbas extraen sus compuestos en las tinturas, los aceites y mantecas vegetales se mezclan en sinergias creadas para obtener y potenciar todos sus beneficios. Cada producto es más que sólo un producto, es la suma de conocimiento, creatividad, inspiración y cariño.

 

Porque sabemos lo valioso que es lo que se produce en estas tierras y la riqueza que tenemos, buscamos apoyar proyectos nacionales, sustentables y sostenibles. Algunos practican agricultura orgánica, regenerativa y biodinámica, otros ayudan a las comunidades donde se encuentran, involucrando a las familias en la creación y producción de las materias primas. Algunos de los aceites esenciales que utilizamos se destilan en Oaxaca y en Puebla. Nos gusta usar ingredientes de productores pequeños, como el cacao y la manteca de cacao que son de Comalcalco, Tabasco. La cera y la miel de abeja son de comunidades de Yucatán que trabajan con proyectos de protección a las abejas nativas. La manteca de mango es de una comunidad en Nayarit.

El mezcal para las tinturas es de una familia mezcalera de Ejutla de Crespo, Oaxaca. Algunas de las hierbas orgánicas se cultivan en la Sierra madre del Sur, la costa del Pacífico mexicano y la península de Yucatán. Otras también crecen en el apotecario de Mérida.

 

Nuestros envases son de cristal y aluminio, tratamos de usar lo menos posible plásticos de un solo uso y fomentamos el reciclaje. En el apotecario de Mérida se fabrican y rellenan las fórmulas.